Nació en Miami, Florida. Las playas y el clima tropical eran su día a día. La pequeña Flo no podía quedarse quieta. Jugaba tenis, amaba nadar (y mucho más si era en el mar), pero estos deportes eran individuales. Ella buscaba ser parte de algo más grande. Ser miembro de un equipo con el que pudiera alcanzar metas más altas. Así llegó el fútbol. Sus padres eran argentinos y gracias a ellos, una parte de su herencia se activó.

Empezó a jugar a los 7 años. Su primo mayor se ofrecía a practicar con ella. Cada vez debía responder a los fuertes disparos de su primo, el reto era divertido para ella e hizo que se enamorara del balompié. Y mientras su pasión aumentaba, también sus habilidades. Su primer equipo fue el West Kendall Optimist SC, donde jugó hasta los 11 años. Jugaba con niños y eso hizo que brotara un estilo agresivo, rápido y resistente.

Después pasó a Miami Strike Force, uno de los mejores clubes de Florida. Jugaba como mediocampista, llegó a tener un buen nivel ya que durante la secundaria entrenó en el Programa de Desarrollo Olímpico, llegando a las pruebas de la sub 16 de la selección nacional de Estados Unidos. Toda la experiencia fue gratificante, aprendió mucho con entrenadores de alto nivel. Su carrera como futbolista iba en crecimiento, a tal punto que pronto se hubiera podido poner la camiseta estadounidense. El futuro de Florencia Galarza al terminar la preparatoria, era una beca de estudios universitarios en Florida. Pero el destino le tenía una jugada preparada en su contra.

Cuando una ventana se cierra, siempre se abre una puerta

Esta es la historia de un tobillo derecho destrozado, y cómo a pesar de esto se convirtió  en la imagen de reconocidas marcas y de alegrar con música electrónica los corazones de cientos de miles de personas. Perdió decenas de partidos, la sensación feliz de pertenecer a un equipo, la adrenalina de las finales, la posibilidad de representar una nación. Veía su pie derecho con pena y rabia. No es fácil recuperarse de una lesión para una deportista porque la mente también necesita tiempo para sanar.

Florencia Galarza, decidida a iniciar nuevos proyecto. / Foto: florencia.galarza Instagram
Florencia Galarza, decidida a iniciar nuevos proyecto. / Foto: florencia.galarza Instagram

Durante los siguientes diez años después de su tobillo destrozado, Galarza se interesó por la moda, el arte y la música. Uno sólo soportaría las horas de entrenamiento con una buena selección de canciones. Si podía poner música para convencer a su cuerpo para hacer sentadillas, ¿qué sucedería con un montón de almas dispuestas al baile? Galarza pronto se convertiría en DJ, participando en conciertos de Jay-Z y Kanye West, para animar a la audiencia.

Galarza de DJ en el New York Fashion Week del 2014. / Foto: florencia.galarza Instagram
Galarza de DJ en el New York Fashion Week del 2014. / Foto: florencia.galarza Instagram

La misma actitud que le permitió destacarse en las canchas, le permitió ser única fuera de ella: fue modelo para la campaña del kit del mundial de Puma, en colaboración con el grupo ALIFE. Galarza mezcla su afición por el deporte y la música, para mostrar una imagen de una mujer que no le teme a nada.

Florencia Galarza como modelo. / Foto: florencia.galarza Instagram
Florencia Galarza como modelo. / Foto: florencia.galarza Instagram

Un día estaba como presentadora de Kick TV durante la Copa América y el Mundial Femenino de Canadá. Al siguiente, hacía de DJ para la Federación de Fútbol de Estados Unidos. Estuvo presente en la fiesta previa a la final del mundial, donde animó a Wambach, Morgan y compañía. Les dio ánimos para salir a dar todo en el campo. Y funcionó.

Dj antes de la final de Canadá 2015, en la arena Red Bull. / Foto: florencia.galarza Instagram
Dj antes de la final de Canadá 2015, en la arena Red Bull. / Foto: florencia.galarza Instagram

Con el tobillo recuperado en el 2014 decidió volver a darle una oportunidad a su cuerpo corriendo la maratón de Nueva York. Al terminar sabía que era tiempo de volver al fútbol. De retomar la música que se hace con los pies.

El regreso a las canchas

Ahora Florencia juega para el Boca Juniors argentino desde el año pasado. Sus raíces la llamaban de vuelta y no se negó.

Galarza vuelve a las canchas y sus raíces con Boca Juniors. / Foto: florencia.galarza Instagram
Galarza vuelve a las canchas y sus raíces con Boca Juniors. / Foto: florencia.galarza Instagram

Galarza anima a muchas chicas, con un video que hizo con Adidas a que sean creativas. Que no se estanquen en una sola cosa. Que una lesión no significa el fin del mundo y que todo pasará, que busquen otras cosas para pasar el tiempo.

¿Quién sabe? tal vez encuentres otra pasión o encuentres tiempo para encontrar una vocación. Y así, en esa mezcla de intereses, encontrar nuevas formas para contribuir al deporte que tanto amas. Para que aparezcan futbolistas que además llenar estadios con sus goles, lo hagan con sus beats.

0 Comments

No Comment.