Australia se enfrentaba a Vietnam por un lugar en Río 2016. El marcador iba a favor de las australianas por dos goles a cero. Las vietnamitas reforzaban su defensa. Es en ese momento la  defensa de las Matildas decide tomar tomar la iniciativa. Alanna Kennedy se encuentra rodeada por sus contrincantes y patea el balón para un pase, pero es bloqueado. La pelota rebota a los pies de Kennedy como dándole otra oportunidad. Entonces decide tomarla y disparar desde fuera del área, haciendo que su disparo pase por debajo de la arquera, directo a la portería. Esta victoria ayudó a la clasificación de Australia para los juegos olímpicos.

El inicio de una defensora

Oriunda de Campbelltown, un suburbio de Sydney. Alanna siempre fue una niña bastante activa, siempre lista para cualquier actividad física, tanto como patear una pelota como ayudar en los quehaceres del hogar.

En Australia, se conoce a la gente de Campbelltown por “formar gente ruda”. Esto es debido a ser un suburbio donde las personas prefieren resolver sus problemas y llevar sus vidas sin ayuda del exterior.

Algunos los conocen como personas cerradas al no buscar ayuda de personas de las grandes ciudades. Pero Kennedy no opina así, afirmando que la gente con quien creció le enseñó a buscar su fuerza por sí misma y no depender de otros. Que no son gente ruda, pero sí auténtica.

Pero eso no significa que el trabajo en equipo no era lo suyo. Todo lo contrario, gusta mucho de jugar con sus compañeras y está siempre dispuesta a dar la cara por ellas. Toda una defensa, fuera y dentro de la cancha.

Una defensa aguerrida

Su vida profesional en el fútbol inició cuando sólo tenía 16 años, en la Liga W de Australia, una de las mejores ligas de ese país, para el Sydney FC. Ese año, ganó el título de la liga.

En el 2008 logró ingresar a la selección sub 17 de Australia. En ella tuvo 10 apariciones y anotó 6 goles. Después fue a la sub 20 en el 2011, teniendo sólo 3 apariciones. Esto es debido a los constantes cambios que tuvo de equipos y ligas, pasando por el Sydney FC, Western Sydney Wanderers y Perth Glory.

Pero en el 2012, su experiencia y trayectoria le consiguieron un lugar en la absoluta, donde ha tenido 52 apariciones, una de ellas siendo el mundial de Canadá 2015, donde participó en los cinco partidos que tuvo la selección.

Algo que llama la atención es su estilo de juego. Su pases y tiros son en su mayoría precisos. Es veloz pero sobretodo, es fuerte. Como defensa, es bastante complicado pasarla, valiéndose también de su estatura de 1.76 para intimidar a quienes quieran un pase a la portería de su equipo. Sus tiros también son potentes y el juego aéreo tampoco le es ajeno.

Pero Kennedy prefiere muchas veces ser un apoyo a sus compañeras. El defender la portería y por ende, los sueños de su equipo es crucial para ella.

Pero si ve la oportunidad de anotar, no creas que va a dudar. El que sea defensa no significa que se quede esperando a que el equipo contrario esté cerca a la portería para actuar. Como lo demostró cuando jugó contra Zimbawe en el torneo pre olímpico.

Una australiana en América

Tom Sermanni, entrenador del Orlando Pride, notó el potencial y fuerza de Kennedy y se dijo a sí mismo que necesitaba ese tipo de jugadora en su equipo. Y así sucedió, por medio de un intercambio con la medio Sam Witteman, Kennedy logró su pase al Orlando Pride, equipo de grandes como Alex Morgan y Ashlyn Harris. Otra defensa australiana, Steph Catley está en trámites para su visa y se unirá a la escuadra y a Kennedy pronto.

Aunque el cambio de horario le chocó al principio, Kennedy se ha sentido bastante bien recibida en su nuevo equipo y por sus nuevas compañeras. Pero no puede evitar sentirse algo sola porque, es una chica bastante hogareña. Se reunía con su familia los domingos para cenar, algo que ahora le resultará imposible. Pero por una chance de ampliar sus horizontes en el fútbol, todo sacrificio lo vale.

Y ya está acostumbrada a jugar con el color morado, porque lo utilizó cuando jugaba para el Perth. Para dejarlo bien en claro, se tiñó el cabello del color mencionado.

//platform.twitter.com/widgets.js

Alanna Kennedy no está segura que traerá el futuro, pero usará esta oportunidad que se la concedido al máximo y dará todo de sí en la cancha, como siempre lo ha hecho.

0 Comments

No Comment.