La delantera del Seattle Reign busca de ser la mejor delantera de Estados Unidos.

En la final de la College Cup Championship, del año pasado, la Universidad de Virginia del Este iba perdiendo por un gol.  El equipo universitario estaba liderados por Kadeisha Buchanan y Ashley Lawrence, futbolistas de la selección absoluta de Canadá. Era un equipo que no sabía rendirse, y estaban en la búsqueda insaciable para anotar el 2 a 2 frente a la Universidad del Sur de California. A los 16 minutos del segundo tiempo, el árbitro detuvo el juego, y la delantera Katie Johnson, con el dorsal 33 en la espalda ingresó con los colores de las Troyanas de California, para ponerle un fin a las esperanzas del Virginia del este.

Tenía el rostro sereno de los que sienten que una final es tan sólo otro partido más en el calendario. Nadie pensó que sería la salvadora, de un partido que parecía que se les venía encima. A Johnson no le temblaban las piernas cuando recibió un pase entre líneas, cerca del área rival. La pelota dio un rebote en ella misma, y le quedó largo. La atacante, haciendo su máximo esfuerzo — una velocidad que la llevará a la selección de México— logró alcanzar el balón. Ahora lo único que faltaba, era superar a la defensa que llegaba a la cobertura y a la portera. Gracias a su genialidad, cabeza fría y clase, logró deshacerse de ambas con un solo toque mandando la pelota al fondo de red y dando la victoria absoluta a “los troyanos”.

Una delantera de herencia mexicana llega a Seattle Reign

Johnson es la nueva jugadora del equipo de Seattle para esta campaña, con 22 años que está lista para romperla en la primera división norteamericana. El Seattle Reign un año después de su fundación, como todos los demás, inició su travesía en la National Women’s Soccer League en el 2013. Aquella primera incursión en el fútbol profesional, no fue la mejor. Pero luego de un mal inicio, han logrado afianzarse con jugadoras de renombre y nuevos talentos para poder conseguir buenos resultados.

A pesar de no haber podido haber ganado un torneo, han logrado quedar subcampeonas en dos ocasiones. El Reign, como cualquier otro equipo, busca la gloria y para eso tiene a jugadoras fantásticas como Rapinoe y Fishlock, pero también está en busca de los nuevos talentos, ahí es donde llegó Katie Johnston.

Fuente: Instagram de Katie. 
Fuente: Instagram de Katie. 

Tiene una impresionante carrera universitaria que la respalda

Su carrera como futbolista, inició en Flintridge Sacred Heart Academy (preparatoria ubicada en California exclusiva para mujeres) a los catorce años donde llevó a su equipo a la victoria de grupo de la división uno, de la parte sur del campeonato. Con la 12 en la espalda se quedó nominada al premio a la mejor del año, asignado por la NSCAA(National Soccer Coaches Association of America). Gracias a ello, la Universidad del Sur de California la invitó a jugar en su equipo con una beca completa de estudios.  En el 2012 inició su travesía como universitaria, más allá de los salones y sus clases de la carrera de Política, Johnston se dedicó a su juego. Su primera temporada disputó 19 partidos, marcó tres goles y una asistencia. Sin embargo ya empezaba a ser parte fundamental del ataque.

Para su segunda participación con “los troyanos” disputó todos los partidos de la temporada y anotó cinco goles. Ahí empezó a ganar más presencia como delantera. En el 2014, sus números siguieron aumentando con seis goles y tres asistencias. Hasta que un año más tarde tuvo que retirarse la temporada por una lesión en la rodilla derecha.

El 2016 le iba a sonreír haciendo de ell su mejor actuación con los colores cardenal y oro. Diez goles, cinco asistencias y un campeonato. Así cerró su pase por la Universidad y logró su contrato en primera división. En el Reign además de ser profesional aprenderá de las mejores como Rapinoe, Fishlock y Nahomi Kawasumi que le ayudarán a ponerse a tono y sobre todo a explotar su potencial. En su actual equipo ya pudo anotar su primer gol, fue en la goleada del 5-1 ante Houston Dash, Johnston anotó el quinto de su escuadra.

Las claves para que sea la novata del año

Definición: una de sus características básicas es su excelente definición. La técnica que posee para poder golpear el balón en distintas situaciones de juego, es digna de admirar. Si bien no es goleadora, es de goles importantes, como los dos que anotó en la final del campeonato universitario ante Virginia del Oeste. Aparece cuando y como debe.

Potencia: el trabajo de poder luchar con las delanteras es una trabajo agotador, pero Katie no se queda atrás. Ella es capaz de poder aguantar cada embestida y seguir firme en su carrera hacia el arco rival. Además de contar con una velocidad sorprendente, que puede dejar fuera de camino a cualquier defensa.

Juego en equipo: el hecho de que sea delantera, no significa que no pueda armar juego, de hecho es una buena ayudante de su equipo en la creación de jugadas. Muchas veces las logra terminar, siendo con gol o con asistencia, de cualquiera de las dos formas es una delantera que gracias a un buen manejo de pies, es capaz de poder ser una 10.   

Posicionamiento en el campo: tácticamente sabe moverse. Ella tiene el sentido del balón la posición de la defensa, el arco y sus compañeras. De hecho siempre es una opción libre de pase. Su presencia en el área es esporádica, pero muy significativa. Al igual que sus asistencias.

Una jugadora que promete ser una de las mejores de esta temporada. Aún tiene por crecer mucho, pero sin duda teniendo a Rapinoe de mentora logrará ser una de las futuras figuras en el campeonato estadounidense.  

0 Comments

No Comment.